Alter-ego™

Todos los derechos reservados. © Copyright Anno MMVII
"la ignorancia de Dios,proviene de la ignorancia de uno mismo".

viernes, 23 de enero de 2009

Que desastre de partido

Este deber que tienen los once diputados,está regulado por ciertas normas que deben tenerse acuenta para que sea una actividad eficaz y correcta.Deben oponerse a toda legislación contraria a las leyes naturales y divinas,en la medida de sus fuerzas.Esta postura es obligatoria y firme.Deben fomentar y apoyar todo lo que contribuya al cumplimiento de los mandamientos de Dios y al reconocimiento del Señor sobre los hombres y sobre la sociedad.Tanto si es dirigente como si es dirigido.

Un político no es católico solamente por estar al frente de una nación católica,ni porque lo fueran sus pasadas generaciones,ni porque él lo haya sido antes,ni porque vaya a misa...sino por loque hace ahora,porque dirige y gobierna de acuerdo a los principios católicos.

Un político católico es: el servicio a Dios y el servicio a los hombres.Como el Santo Padre se llama "siervo de los siervos de Dios",el político debiera llamarse "siervo de Dios y siervo del prójimo".Si dicta leyes contra la ley de Dios o las tolera y permite;si tolera normas contra la moral natural o positiva...,no sirve a Dios.Aunque comulgue cada domingo.Si utiliza el poder para servicio de un grupo de personas,de una clase,o en interés propio...,no sirve al pueblo.No es el pueblo pra el gobernante,sino gobernante para el pueblo.

Se lo dedico a estos once diputados (Pp) que votarón  afavor del  aborto,eutanasia...