Alter-ego™

Todos los derechos reservados. © Copyright Anno MMVII
"la ignorancia de Dios,proviene de la ignorancia de uno mismo".

domingo, 2 de noviembre de 2008

El tiempo vale lo que vale.

Yo conozco y aprecio el dinero;aprecio la belleza;y aprecio muchas cosa más.Pero desconozco frecuentemente el valor del tiempo.Y por eso desaprovecho abundantemente y dejo que se me escape de las manos sin casi darme cuenta.La causa verdadera no se debe a la posible rutina y al deber de hacer todos los días lo mismo;una vida siempre igual puede estar llena de sentido y de aprovecho.La causa está en no conocer el fin y valor del tiempo y llevar una vida instintiva.
Lo mismo puedo decir que el tiempo es todo o que el tiempo es nada.Es nada porque es fugaz y muere apenas nacido.Es la moneda con la cual canjeamos la eternidad;y según el criterio nunca se podrá apreciar suficientemente aquí en la tierra.
Por ello se puede decir que el tiempo vale lo que vale la eternidad.Porque con él se adquiere esta.Y hay que tener un tiempo lleno y no vacio.
A mi querido hermano que en Paz descanses.