Alter-ego™

Todos los derechos reservados. © Copyright Anno MMVII
"la ignorancia de Dios,proviene de la ignorancia de uno mismo".

lunes, 30 de junio de 2008

Tener fe o poca fe.

"Arcendo vincis Arcen" Te lo dedico por tu esfuerzo.Te lo mereces

Tener la fe,poseer la verdad.Afortunadamente,estas expresiones se nos han hecho odiosas.No se tiene la fe como se tiene la cartera.No somos nosotros quienes tenemos la fe;es la fe que nos tiene a nosotros,aunque rara vez bien cogidos.La fe se ofrece,y nosotros nos resistimos o nos abrimos a ella,pero jamás podemos tratarla como si fuera algo adquirido,como si fuera una propiedad de la que podamos disponer.La fe nos tiene elevados hacia a Dios en la espera,la esperanza y la cogida de una revelación inagotable.
Son muchos los cristianos que tienen fe en Dios y,sin embargo,desconfían totalmente de sí mismos.Por supuesto saben que Dios los ha creado,los ama y los habita,pero ellos se empeñan en considerar sórdida la morada que Dios ha escogido para sí.Y el resultado es que Dios aspira a penetrar aún más en dicha morada,y ellos no aspiran más que salir de ella.
Dios no está ni por encima ni al lado de nosotros.Dios está en nosotros,y no tiene más que una manera de manifestarse:transformándonos.
La fe descansa en una experiencia de verdad en la que se confía lo suficiente como para arriesgar por ella la propia vida o la propia búsqueda.
La fe,como bien dice mi Santo Padre (Joseph Ratzinger) "Dios y el mundo",no es un mero sistema de conocimientos,de comunicaciones sino que es en esencia el auténtico encuentro conmigo.Encuentro que proporcionará la luz profunda para comprenderme a mí,Jesusu Nazareno,comprender a Dios,al ser humano,al mundo y al sentido que encierran las cosas y la vida también.